paranormalcba.com

Investigación Paranormal

Cuando sientes una presencia…

Cuando sientes una presencia…

A lo largo de los años recibí muchas consultas de padres preocupados por los «AMIGOS INVISIBLES» de sus hijos…

Aquello que en un comienzo les pàrecía algo común y propio de la imaginación de los más pequeños en la familia, se fue tornando perturbador y escalofriante al notar que ese «amigo/a», no siempre se presentaba como un supuesto compañero de juegos ocasionalmente, sino ya formaba parte de todos los quehaceres de sus hijos y en ocasiones los infantes se sentian molestos y les pedían que los dejaran tranquilos, que no querían jugar con el «Imaginario», sin embargo las visitas continuaban con cierta insistencia, les comentaban a sus padres que no podían dormir bien, habían encontrado en pesadillas a su amigo invisible, o lo veían durante el día molestando a su hermano mayor, sentían que no se trataba de un «niño bueno».

Un caso reciente, aquí en Córdoba, me llevó a conocer una pequeña niña de 7 años, la cual le decía a sus padres que alguien la observaba desde el techo de su habitación y que no se trataba de su amiga invisible Sofía, porque ella en ese momento, cuando se sintió observada, pudo ver a su amiga invisible, debajo de la cama de su hermano mayor, además le decía que también Sofía le tenía miedo a esa presencia que la observaba mientras jugaba o trataba de dormir.

A los pocos días, un desesperado pedido de la familia me llevó a conocer su hogar para realizar una limpieza energética y el pedido a los espíritus que no trascendieron para que sigan su camino y abandonen el lugar, ya que los hijos mayores estaban experimentando situaciones angustiantes, no podían descansar durante la noche y veían sombras de siluetas humanas moverse por las habitaciones aún cuando estaban solos en la casa, escuchando pasos principalmente de noche como si alguien caminara por los techos de sus habitaciones.

Efectivamente, al llegar lo primero que pido a los propietarios es hacer un recorrido por las instalaciones y mientras lo hago voy recibiendo información, puedo percibir la energía residual, ésta me permite visualizar situaciones que sucedieron antes de mi llegada al lugar, comportamientos de quienes habitan físicamente la zona y de las entidades o espíritus que los acechan.

Luego del primer recorrido, puedo determinar las zonas más afectadas por la influencia de los espíritus y la entidad oscura que los manipula, me di cuenta que se concentra principalmente en las habitaciones de los hijos y en la sala de estar o living así como también una energía negativa en la oficina del domicilio. Claramente no molesta a los padres, pude detectar espíritus burlones, en la habitación de la niña más pequeña, también un espíritu de quien en vida dijo llamarse Daniel, que se le pegó a un niño que vivía anteriormente en la casa, debido a su estado depresivo y de vulnerabilidad, podía sentir su angustia y valiéndose de ella el espíritu influenciaba sus pensamientos, lo confundía, lo mantenía siempre vibrando bajo como decimos habitualmente quienes trabajamos con padrones vibratorios de las personas (es decir angustiado, triste, depresivo). También tal como lo relató la niña más pequeña, había una entidad negativa que se movía por los techos, hacía notar su presencia con ruidos de pasos que se trasladaban de una a otra habitación, asustando a los niños, ruido que en varias oportunidades fue verificado por los padres según me refirieron más tarde incluso fueron escuchados por su vecina.

El espíritu humano que rondaba la habitación de la niña adolescente, no era bueno, se regocijaba mirando a la niña sentado sobre el placard o guardarropas, esperando a que se durmiera, mientras balanceba sus piernas, como si estubiera jugando. Cuando finalmente su víctima se dormía, él descendía y se sentaba a su lado, susurrando mensajes negativos, insultos, tratándola de inútil, diciéndole que nunca será felíz, sería mejor si para todos ella estuviera muerta, afectando su sistema nervioso, transmitiendo la sensasión de un constante dolor de cabeza, de estómago, descomposturas y cambios de humor repentinos, todo lo posible para no dejarla descansar y recuperarse durante la noche.

Si ése espíritu seguía con sus negativas sugerencias, indudablemente lograría el objetivo de enfermar a su víctima y así seguirla manipulando.

Inmediatamente comencé a limpiar uno por uno todos los ambientes del domicilio y pedí a los padres ventilar cada habitación, lo que pido es que circule el aire y que la limpieza con incienso, se pueda respirar en toda la casa. estanterías, bauleras, sótanos, alacenas, roperos o placares de ésta manera voy sacando las entidades y espíritus con la asistencia de espíritus elevados sin dejarles un lugar donde esconderse, mientras lo realizo mí equipo va registrando todo con una cámara sls y con un óvilus, captamos evidencias de las presencias y mensajes con sentido para sus moradores.

Finalmente pude limpiar toda la casa, darle una explicación a los padres sobre situaciones que los estaban angustiando hasta ese día y devolverles la tranquilidad y seguridad que todos buscamos en nuestro hogar. Habían pensado seriamente en irse del lugar, ya no sabían como afrontar la situación que sus hijos les referían padecer de seres a los que no se los podía ver y simplemente hacian notar su presencia…

Compartir

Dejar una respuesta